Cambios bruscos de temperatura, pueden ocasionar Parálisis Facial

27
SHARE

La parálisis facial es consecuencia de los cambios bruscos de temperatura, de la cual se recuperan totalmente 9 de cada 10 casos, fue lo que aseguró la especialista Catalina Lara  del área de medicina física y rehabilitación del Hospital General Regional 1 del IMSS, dando a conocer que este padecimiento se desarrolla de forma rápida y afecta principalmente a  los músculos que se encargan de movimiento y los encargados de expresiones voluntarias e involuntarias del rostro.

En este caso el 60% de quienes lo padecen se recuperan sin medicamento o tratamiento fisioterapéutico, de lo que detalló que en temporada invernal es que se dan más casos de este tipo, por los cambios bruscos de temperatura y por la falta de cuidados por no cubrirse los oídos, ya que por esta cavidad ingresa el aire frío entra a la membrana timpánica y provoca contractura e inflamación en el nervio auditivo, propiciando la parálisis facial.

Las manifestaciones de este padecimiento son adormecimiento facial, sensación de hormigueo, dolor, lagrimeo en el ojo de lado afectado, alteración en el gusto y el síntoma más notable la desviación de la comisura bucal al lado contrario y con ello la incapacidad para mover la parte de la cara afectada, el cual es reversible en un 90%, teniendo un recuperación de una semana a tres meses.

Puede afectarle a hombres y a mujeres, por lo que Lara recomienda que acudan de inmediato al médico para su pronta recuperación.

DEJAR RESPUESTA